Alimentación Natural

La alimentación natural consiste en ingerir los alimentos tal como nos los proporciona la naturaleza, con el objetivo de mantener o recuperar la salud.

Antiguamente, todos los hombres practicaban alimentación natural, por cuanto no se usaban entonces las elaboraciones industriales, mejoradores, conservadores, colorantes, ni otros aditivos químicos. Los hábitos alimenticios, por otra parte, eran guiados únicamente por las necesidades instintivas del cuerpo.


Pero ¿por qué es tan importante la alimentación natural? Diversos estudios demostraron que los organismos que se alimentan desequilibradamente están más predipuestos a contraer todo tipo de enfermedades, aún las más graves. Y el hombre moderno, lamentablemente come mal. La cantidad de enfermos deberá hacernos ver hasta qué punto resulta imprescindible cambiar nuestra forma de alimentarnos.

Si se desea conseguir y mantener una buena salud, la alimentación debe cumplir dos funciones distintas: proporcionar un máximo de energía con un esfuerzo mínimo de asimilación y permitir que el cuerpo elimine adecuadamente sus residuos. Todo elemento que el organismo no sea capaz de convertir fácilmente en energía vital debe considerarse inútil e incluso nocivo.

El mundo actual presenta dos fenómenos característicos. Por un lado, la contaminación y degradación biológica de los alimentos ( por los productos químicos y la refrigeración); por el otro, el sedentarismo y la pérdida del instinto selectivo del hombre, con hábitos alimenticios impuestos por la sociedad de consumo, cuyos resultados nocivos son evidentes. Ante este panorama, parece no haber otro camino que el del retorno a la naturaleza.

Sin embargo, teniendo en cuenta los condicionamientos de la vida cotidiana, la adopción de un sistema de alimentación natural, sólo será posible si se cumplen un par de requisitos básicos. Uno es la factibilidad o posibilidad de seguirla regularmente, y el otro es que resulte agradable al gusto. cada persona elegirá entonces, de acuerdo con sus caracterísiticas individuales, cualquiera de las diversas tendencias que forman parte de la alimentación natural.

La naturaleza pone a nuestro alcance todos los elementos nutritivos esenciales en estado puro sin alterar, para que así lo usemos.


Todos sabemos que los procesos de refinamiento alteran la calidad del producto, los tres minerales que se eliminan son: el magnesio,el calcio y el hierro.

Un grano entero es un potencial de vida. Los minerales abundan en las semillas integrales, fósforo, magnesio, potasio,cobre, cobalto, sodio, vitaminas del grupo B, E y F, y los ácidos grasos no saturados, la lecitina que mantiene líquido el colesterol (evitando la formación de depósitos en las paredes de los vasos sanguíneos), proteínas y enzimas.

Sólo una buena alimentación servirá para mantener un óptimo estado de salud y nada ayudará tanto al médico cuando la salud esté resentida, como una dieta adecuada.


Si pensamos en la alimentación de los niños, nos damos cuenta que comen mal porque así los acostumbramos y no tienen oportunidad de elegir. Muchos niños llegan a grandes sin valorar la importancia de consumir frutas y verduras crudas, sin conocer los cereales integrales, comen según la dieta de moda, alimentos industrializados y desvitalizados, cargados de aditivos químicos que distan de ser alimentos para convertirse casi en productos de utilería.

El alimento sano y puro trae dentro de sí la energía que cura y equilibra. 




Fuente

Angelita Bianculli

www.laesquinadelasflores.com.ar


Imágenes
Foto Imagen Gratis en Internet